El orgasmo sea con nosotras, a pesar de ustedes

Orgasmo femenino

Pussyterías/Instagram

Acabo de enterarme de que hay más de cuatro diferentes tipos de orgasmos.

Esto es importante sobre todo porque hoy cometimos el atrevimiento de compartir una imagen en nuestras redes sociales en la que celebrábamos el día internacional del orgasmo cargándole toda la responsabilidad de este bello momento al clítoris. Cometimos el error de, una vez más, enfocar la experiencia erótica en una única zona erógena.

Así como el orgasmo no sólo resulta de la estimulación vaginal provocada por la penetración, tampoco viene únicamente de provocar la erección del clítoris. Un orgasmo puede ser el inducido por el ejercicio o por el sueño, está el que resulta de la estimulación de los pezones, del masaje a las manos o las caricias en los muslos, o el que es producto de que nos cuchicheen sensualidades, de comer delicioso (sí, es una metáfora), de acariciar nuestra piel pausadamente y también está el orgasmo anal…

La lista es infinita, como lo es nuestra imaginación.

Porque, todos sabemos: el sexo tiene mucho de concentración y enfoque, pero también de fantasía.

Orgasmo femenino
IntensaMX/Instagram

Este 8 de agosto, Instagram se llenó de información en relación con el orgasmo femenino: frases, ilustraciones, reflexiones, fotografías, mitos, encuestas… Vamos, hasta nos enteramos de que la monja Santa Hildegarda fue una de las primeras en hablar del placer femenino y de describir el orgasmo en plena Edad Media (todavía tenemos que verificar este dato).

Hoy 8 de agosto de 2020 podemos celebrar el día del orgasmo femenino con mucha información en relación con él. Por ejemplo, sabemos que la fecha fue instituida por la urgencia de promoverlo como un asunto de salud pública.

De acuerdo con Wikipedia y con Azteca Noticias, contradictoriamente, le debemos este festín a un hombre, a José Arimateia Dantas Lacerda, un exconcejal brasileño que promovió la celebración en 2001. Inteligentemente, este señor aseguraba que el orgasmo aliviaba el estrés, aunque también señalaba que era el “responsable de la armonía familiar”. Lo más relevante fue que en ese momento se comenzó a hablar de que muchas mujeres no lograban alcanzarlo…

Orgasmo femenino
Sex shop apasiona/Instagram

 

Aunque en ese momento se decía que por esta razón “el matrimonio terminaba en separación”, hoy sabemos que las consecuencias de no tener un orgasmo van más allá de nuestro estado civil.

El objetivo final de instituir el 8 de agosto como el día internacional del orgasmo femenino era obligar al gobierno a discutir cuestiones de sexualidad.

Aunque hoy podemos hablar del tema con mayor apertura, todavía hay muchos estorbos que impiden llevarlo a otro nivel.

En respuesta a la coyuntura, la educadora Fabiola Trejo compartió los resultados de la encuesta que le realizó a 778 mujeres latinas, a quienes les preguntó no sólo con qué frecuencia y facilidad llegaban al orgasmo sino también qué prácticas sexuales les ayudaban a alcanzarlo; además, las cuestionó sobre si habían fingido alguno y si ellas habían buscado tener el suyo propio sin ayuda externa.

Orgasmo femenino
Doctora Fabiola Trejo/Instagram

Una de las conclusiones más importantes fue que “la narrativa dominante de la sexualidad ha normalizado que la experiencia del orgasmo de las mujeres sea complicada y problemática”. El que las mujeres tengan menos orgasmos por encuentro sexual que los hombres sigue siendo un asunto recurrente.

Aquí puedes ver los resultados.

La búsqueda del placer femenino es uno de los principales objetivos de este sitio web, por eso le hacemos tanta fiesta al orgasmo. Empoderar a las mujeres a través del disfrute de su cuerpo y del respeto a sus decisiones sexuales son las bases sobre las que se construyó esta página.

La práctica sexual reflejada en el placer femenino es un asunto político, sobre todo por el lugar en el que la sociedad ha ubicado a las mujeres.

Orgasmo femenino
Animalismo poético/Instagram

“Mi cuerpo es mío, tengo autonomía, yo decido” no solo significa que nadie tiene derecho de tocarme sin mi permiso sino que nadie va a opinar sobre lo que decido hacer con él en el presente y en el futuro, sea tener una relación sexual o interrumpir un embarazo no deseado.

El patriarcado, desde la base de la religión y el machismo, quiere que las mujeres le temamos al sexo, a la forma en la que convivimos con nuestro cuerpo, a cómo entendemos el placer. Para seguir reproduciéndose busca mujeres que refrenen su imagen, su palabra y sus acciones.

“Tú me quieres alba, me quieres de espinas, me quieres de nácar. Que sea azucena, sobre todo casta”, dijo a principios del siglo XX Alfonsina Storni. Las cosas no han cambiado mucho.

Orgasmo femenino

Las mujeres reales (y no con las que el patriarcado fantasea) queremos entender nuestros cuerpos y disfrutarlos, sin que nos pregunten que por qué usamos esa falda, por qué vemos esa película, por qué compartimos ese post si no queríamos que pensaran que les estábamos enviando un mensaje (a los hombres) (siempre piensan que todo es por ellos y para ellos).

Queremos vivir en un mundo en el que se normalice la práctica sexual de las mujeres y que no se use nuestro derecho a ejercer la sexualidad para justificar una agresión.

Las mujeres somos libres y desde que logramos apoderarnos de nuestra experiencia erótica, los orgasmos son nuestros.

Sandra Lucario

Mexicana, 37 años. Estudié periodismo en la UNAM, en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales. He trabajado en Quién.com, Chilango.com, Garuyo.com, HuffPostMéxico.com. Actualmente trabajo en Univision.com y estudio una maestría de fotografía y estudios visuales.

Leer previa

Herly RG exhibe el típico machito mexicano en Tik Tok

Leer siguiente

¿Qué significa el color morado en el feminismo?